Alevín CD Masriver B 4-1 Fundación C

En la soleada mañana del sábado 3 de noviembre , tendría lugar el encuentro del C.D Masriver “B” frente a la Fundación “C”, correspondiente a la categoría segunda Alevín.

Se tenía todo de cara, el clima, se jugaba en casa y éramos conscientes de que en este partido obtendríamos la recompensa que esperábamos, tras una semana de entrenamiento muy específico para lo que demandaba el partido.

Empezaba el encuentro y aunque al principio, nos costó situarnos, el primer tanto del equipo local no tardaría en llegar en el minuto 6’ obra de Koke. A pesar de estar por delante en el marcador, las sensaciones de los chicos no eran muy buenas y la Fundación lograría el empate minutos después. A partir de ahí veríamos un partido distinto. Empezamos a llevar el control del partido en todo momento y tras el esfuerzo de todos los chicos, por fin llegaría la recompensa tras una buena jugada individual de Koke, en la que se va por velocidad de tres jugadores y define con mucha calma solo contra el portero. Según pasaban los minutos iríamos cogiendo mas confianza; la defensa estaba impecable, gracias a que Dani y nuestro capitán Alejandro,  no daban un balón por perdido y luchaban todas y cada una de las jugadas para defender el marcador. La única amenaza del equipo visitante era su delantero, que con mucho criterio cuando tenía el balón en sus pies, daba sensación de peligro.

En ataque era más de lo mismo, con un Koke muy enchufado y que conseguiría marcar el tercer tanto del partido para su cuenta personal.

Final de la primera parte y nos iríamos al descanso con un 3-1 a favor, que tendría más cerca su objetivo y que tras la charla técnica y la corrección de algunos errores, el equipo diera una mejor cara en la segunda parte.

Comienza la segunda mitad y se ve un partido diferente, con un poco más de fútbol y de orden. El equipo local supo mantener el marcador y siempre teniendo en mente, con cada minuto que pasaba, practicar un mejor juego combinativo. El equipo rival, se notó más desgastado, se les hacía complicado superar la mitad del campo y cada vez que lo superaban, la defensa estaba bien plantada para evitar cualquier peligro. Corrían los minutos y los chicos llegaban al área rival con más propiedad pero no había acierto en el último pase para completar las jugadas. En el minuto 52’ una jugada por banda izquierda con Carlota y Joaquín, terminaría con este dando ese último pase a Álvaro y al controlar, quitarse un rival y definir con un gran tiro buscando un lado de la portería y superando al portero, dando así el definitivo 4-1 del partido para los chicos del Masriver.

No se vio al mejor equipo en la primera parte, pero en la segunda, hubo una mejoría considerable. El equipo tenía ganas de sumar y conseguir su primera victoria de la temporada, que con mucho esfuerzo, sacrificio y trabajo, conseguirían el objetivo. Una merecida recompensa para este gran grupo de jugadores que con cada semana que pasa, intenta hacer mejor las cosas y lograr plantear la idea de juego que se desea.

 

Autor: Alejandro de Campos

Comentarios